Esta semana me llegó desde Campo Tropical un paquete lleno de fruta fresca: chirimoyas y mangos recién cogidos del árbol y procedentes de Granada. Me pidieron que hiciese una receta y aunque todo estaba súper rico, decidí usar los mangos para hacer un pudin de mango y chía. Aquí la receta ¡Muchas gracias a los amig@s de Campo Tropical!

Ingredientes:

  • mangos
  • 2 yogures de soja
  • 1 vaso de leche de soja
  • 60 gr de semillas de chía
  • 3 cucharadas de sirope de agave (u otro endulzante)
  • 1 toque de canela (opcional)

Preparación

El primer paso el pelar el mango (os dejo un truco que vi en internet y que funciona súper bien, separamos el hueso y luego con un vaso sacamos la “carne”). Después lo lo cortamos en trocitos y metemos al congelador un par de horas.

Después mezclamos los dos yogures con la semillas de chía y el sirope de agave (si el yogur es azucarado, podremos omitir lo de echarle agave). Cuando esté bien mezclado, lo metemos a la nevera y dejamos reposar otras dos o tres horas para que coja consistencia.

Cuando el mango esté ya congelado lo ponemos en el vaso de la batidora junto con la leche y batimos hasta tener una mezcla homogénea. El hecho de congelar un poco la fruta nos servirá para obtener una textura más cremosa, queda casi como un helado.

Una vez tenemos las dos partes de este pudin de mango y chía, solo tenemos que presentarlo. Yo lo he hecho por capas (lo había visto en pinterest y me pareció muy bonito). Si queremos podemos espolvorear un poco de canela por encima ¡y listo para disfrutar! Un postre diferente y muy rico.

¡Que aproveche el pudin de mango y chía!

pudin de mango y chía vegano

Posts relacionados: