Hoy os traigo una versión del roscón de reyes vegano muy fácil de hacer. Es de hojaldre y he simplificado al máximo para que no haya excusa el día de reyes y tengáis vuestros roscón casero. ¡Espero que os animéis a hacerlo!

Ingredientes:

  • 3 láminas de masa de hojaldre (sin ingredientes de origen animal)
  • 500 g de nata vegetal para montar
  • 1/2 vaso de azúcar (opcional)
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • Frutas confitadas (opcional)
  • Frutos secos (opcional)

Preparación

Para hacer este roscón de reyes vegano, lo primero que haremos será colocar la primera lámina de hojaldre sobre la bandeja del horno con papel de hornear debajo. Un un pincel de cocina humedecemos un poquito la masa y ponemos la segunda placa encima y lo mismo con la siguiente.

Presionamos un poco con las manos y después cortamos las esquinas para dar la forma ovalada. Una ver la tengamos, cortamos la parte central, también ovalada y retiramos con cuidado. En caso de que vuestra masa sea redonda (la mía era rectangular) simplemente cortad un círculo en el medio, en este caso, podéis ayudaros de un vaso para marcar la forma y que quede perfecta.

Guardad la masa sobrante porque con ella podréis hacer por ejemplo palmeritas o empanadillas.

Antes de meter al horno precalentado a unos 180º, pintamos la parte de arriba con el pincel y un poco de aceite de oliva. Dejamos unos 20 minutos, hasta que empiece a coger color dorado. Una vez esté listo sacamos del horno y dejamos enfriar bien.

Cuando esté frío, con cuidado abrimos por la mitad y con una manga pastelera ponemos el relleno sobre la parte de abajo, en mi caso nata montada vegana, y escondemos la “faba” y el muñequito. ¡Hay que seguir la tradición! 😉

La nata que y usé fue la de Soyatoo de coco, que ya viene montada, en caso de que uséis otra como la de Puratos que no viene montada, seguid siempre las instrucciones del fabricante porque de una marca a otra puede cambiar bastante la preparación.

Colocamos la parte de arriba sobre la nata y adornamos con lo que más nos guste. Yo siempre aparto las frutas confitadas, así que como era a mi gusto, no le puse, pero podéis ponerle tantas como queráis o frutos secos.

Lo que sí le puse fue un poco de azúcar. Simplemente en medio vasito de azúcar vais echando muy poco a poco agua hasta que coja una consistencia como de tierra. Después con una cucharilla vais poniendo por encima del roscón.

Os aseguro que este roscón de reyes vegano se hace super rápido y queda riquísimo así que ¡no tenéis excusas!

¡Que aproveche!

Posts relacionados: